martes, 20 de diciembre de 2011

El Panel y el blog de “Noches de Cata" cumple 4 años (2008 - 2012) algo de historia


El Panel nace como iniciativa de la promoción 2007 de Especialistas y Catadores de Pisco del Instituto del Vino y del Pisco (IDVIP) de la Universidad Particular San Martín de Porres. En ese momento, lo que nos motivó fue continuar con las catas que habían sido intensivas en las clases, y queríamos continuar con el objetivo de aportar nuestra experiencia al Pisco.

Los primeros miembros fuimos integrantes de la promoción indicada. Puedo citar aquí a Fanny Conroy, Anabel Cruz, José Peña, Walter Espinoza, Paul Contreras, Livio Pastorino y Arturo Inga. Nos acompañaron al inicio algunos miembros de la promoción 2006, entre ellos Mario Vingerhoets.

Durante los tres primeros meses del panel, que corresponden a los tres primeros meses del año 2008, se fueron definiendo los objetivos del panel, que básicamente eran los siguientes:

Realización de catas ciegas: todos los integrantes e invitados deben llevar un Pisco de la cepa y tipo señalado para la fecha de cata, el mismo que es depositado “forrado” (no se puede ver la etiqueta) en una zona del lugar de cata. Una persona ajena al Panel sirve en las copas de manera aleatoria los Piscos a catar, enumerando las botellas (que permanecen ocultas hasta el final de la cata) y las copas conteniendo las muestras de Pisco. Una vez que se concluye con la cata recién se descubren las botellas, que son traídas a la mesa.

Independencia de los catadores: Los miembros del Panel no deben trabajar para ninguna bodega productora de Pisco, ni deben comercializar ninguna marca. De hecho los actuales integrantes trabajamos en otras actividades distantes de la producción o comercialización de Pisco. Este requisito no es solicitado a los invitados. Para completar los seis integrantes de la mesa de cata en cada fecha, se suele invitar a catadores, a personas relacionadas al Pisco como productores o comercializadores, y también a personas entusiastas en el consumo del Pisco, a fin de difundir el conocimiento de nuestro destilado, sus principales atributos y también para poder reconocer los defectos encontrados. La calificación excluye los puntajes otorgados por los dos últimos tipos de invitados.

Empleo de las normas de cata y puntuación de la OIV: Casi desde el principio el Panel decidió adoptar las recomendaciones y la forma de calificar de la OIV. Empezamos usando el esquema previo al actual, e inclusive nos permitimos sugerir a la OIV que incremente el peso de la tipicidad, que era y es clave para diferenciar las cepas y tipos de Pisco. Los concursos regionales y nacionales adoptaron posteriormente el esquema de la OIV, el mismo que fue modificado hace dos años para incluir mejorar la calificación de la tipicidad. No decimos que nos hayan hecho caso, pero si nos preocupamos por documentar el hecho, y nos sentimos satisfechos de que se haya mejorado este punto en la calificación.

Cata de muestras comerciales: Nadie nos obsequia las botellas de Pisco a catar, ni hacemos catas promocionales de alguna marca. Para cada cata, tanto los integrantes como los invitados deben traer al Panel una botella de la cepa y del tipo requerido para fecha, adjuntando la boleta o la factura de la compra en un establecimiento comercial. De este modo, nos ponemos del lado del consumidor, a quien deben respetar todos los productores pisqueros, y catamos aquello que dicho consumidor va a encontrar en cualquier anaquel comercial.

Posteriormente, a inicios del 2009, se integraron un par de catadoras muy conocidas en el medio: Gladys Romaní y Lucero Villagarcía, quienes son egresadas de la promoción 2006 del mismo IDVIP.

A la fecha tenemos realizadas 95 catas, debiendo llegar al número de 100 en febrero próximo, ya que las catas son quincenales. Si consideramos que como mínimo se catan seis muestras por sesión, podemos estimar el número mínimo de muestras catadas a la fecha en 570, que consideramos nos hace notoriamente el grupo de catas más frecuentes y de más número de muestras comerciales del país.

Esperamos poder seguir contando con su atención en este trabajo que persigue el único interés de aportar a la calidad del Pisco. Estamos llanos a colaborar con todos los productores en la cata de sus muestras, con el fin de que juntos podamos planificar algunos ajustes para el bien de la producción de calidad.

A lo largo de estos cuatro años, hemos desarrollado varias catas comentadas, hemos coproducido un afiche que resume los principales atributos de los Piscos de cada cepa, y hemos efectuado algunos trabajos conjuntos con algunas bodegas, que han tenido a bien abrir su producción para recibir consultoría sobre la percepción del consumidor. Hemos participado individualmente en concursos regionales y nacionales, y nos sentimos orgullosos del aporte de nuestro tiempo y dedicación, además del costo económico de comprar las muestras comerciales.